Una pausa es, a veces todo lo que necesitamos para sentirnos mejor. Parar un poco, dejar de lado la rutina, respirar un aire diferente: cambiar el panorama.

Siempre, en nuestro día a día, estamos yéndonos un poco hacia otros lugares. Viajamos a través de pensamientos: que un viaje, que un momento tranquilo bajo algún árbol, que ver atardeceres, que un buen ambiente para descansar, que una taza de café. Y siempre estamos esperando una nueva oportunidad para trasladar a la realidad todos esos anhelos cotidianos.

Aquí tenemos una. Llegó la semana de receso en nuestro país, y con ella, llegaron las Fiestas de Armenia en el departamento del Quindío. ¡Toda una fiesta! Por estos días, descansar en el corazón cafetero, que además está de celebración, es una de las combinaciones más atractivas para volver recargados a nuestros lugares. Es, en otras palabras, un destino ideal para renovarnos. Un lugar lleno de experiencias y planes que se quedarán en los recuerdos de todo el que decide viajar y conocer.

El Quindío ofrece un sinfín de atractivos para quienes lo visitan. Es un departamento que recibe con cercanía, amabilidad y naturaleza. Y es un departamento que tiene el alma viva del festejo. Aventura, diversión, fiesta, gastronomía, tranquilidad y paisaje, son solo algunos de los panoramas que se pueden disfrutar en la región cafetera. Así que no hay mucho que pensar. Los grandes momentos nacen de las decisiones que se toman con el corazón. ¡El Quindío y Armenia esperan!


Hacer un Comentario